/* */

En el centro urbano de Caldes d’Estrac, en la comarca del Maresme, concretamente en la calle de Santa Teresa, 10, podemos observar un edificio de estilo modernista.

Este edificio se construyó en 1891, y está formado por una planta baja, dos pisos superiores y una azotea. Toda su construcción sigue una gran simetría con dos aberturas en cada planta.

En la planta baja podemos observar una puerta y una ventana con arco de medio punto. En el primer y el segundo piso hay un gran balcón que recorre todo el ancho de la fachada. Cada uno de estos pisos hay dos grandes aberturas, y la reja de los balcones son de hierro forjado. También podemos ver como los balcones tienen, en la parte inferior, diferentes ménsulas con motivos vegetales. En la azotea, podemos ver una barandilla de balaustres de piedra, con dos pináculos y un frontón central.

Sin embargo, lo que más nos puede llamar la atención, de este edificio, es la decoración esculpida que hay entre las aberturas del primer y segundo piso. Esta decoración es con motivos vegetales.